Prometeo Desencadenado

El autor del texto Jose Luis Guerrero, realiza una excelente revisión del clásico para adaptarlo a los tiempos modernos.  Dentro del universo de Esquilo y siendo fieles a nuestra propuesta, este personaje, el primer personaje teatral de la historia del teatro, está al límite de la cordura, desesperado por dar sentido a su sufrimiento. En la mitología griega Prometeo es el desencadenante del progreso de la humanidad, el cual, tras robar el fuego del Olimpo lo entrega a los mortales a pesar de conocer que el castigo impuesto por Zeus será una condena eterna.

Galeria de imagenes

Video promocional y fragmento

Proceso de creación

Prensa

Entrevista Chema Caballero y José Luis Guerrero Fernández - Prometeo Desencadenado - MicroTeatro Málaga

 
PODRÍA HACER TEATRO PARA DIVERTIMENTO SIN QUE TENGA CONSISTENCIA DRAMÁTICA PERO TENGO EL DEBER DE ACERCAR ESTOS TEXTOS CLÁSICOS AL ESPECTADOR
 
José Luis Guerrero y Chema Caballero durante nuestra entrevista. Foto de Sonia Lozano
 
Aunque no lo creáis, el comienzo del próximo 2015 va a ser clásico. Al menos, en lo que a la programación de Microteatro Málaga se refiere. Y para ello la compañía teatral, Nose Theater, ha contado con un texto del escritor José Luis Guerrero Fernández, quién ya nos dejó boquiabiertos con “Sr.Rip” y “Crónica”, para presentarnos “Prometeo Desencadenado”, una propuesta cuyo esfuerzo a la hora de realizar la escenografía y el montaje es equivalente al sueño y a la ilusión de verla finalmente a partir del 8 de enero en sesión golfa. La interpretan Álvaro J.Vílchez, Sandra Bravo, Juan Luna, Francisco de Paula como voz en off y Chema Caballero quién se encargará de manejar la gran figura de Prometeo, que mide 3 metros, y es el director de la obra. Con él y con el autor hemos tenido la ocasión de que nos expliquen todo este contexto clásico en esta entrevista. 
 
Proceso de construcción de Prometeo

P: ¿Qué es Prometeo Desencadenado? 

Chema Caballero: El texto de José Luis Guerrero habla de cómo el hombre, por culpa de su codicia y de sus ansias de poder, ha perdido la fe y ha utilizado mal el don divino. Ha hecho que el fuego del conocimiento de los dioses que se supone que es lo que nos cuenta la historia original de Prometeo haya sido mal utilizado por los mortales y esto ha provocado que los mortales vayan directos a su propia extinción. 

José Luis Guerrero Fernández: Va del mito. Pero sí que le he dado una vuelta en el texto que Chema me ha respetado que es clave, si se recuerda a Prometeo se sabe que su castigo es ejecutado, es aprisionado y el orden se restablece. Como tragedia clásica que es hay orden y desorden y orden de nuevo. Pero en mi Prometeo, digamos que hay orden, hay desorden pero el desorden es pasarse mucho. Pongamos que la obra no va de Prometeo, sino de cómo los humanos utilizan la energía geotérmica de un volcán, pues tú si te pasas mucho utilizándola y se manda a la mierda a la humanidad, adiós a nuestra prepotencia y chulería porque no podemos gobernar a un volcán, la vuelta de tuerca es que quizá no haya orden al final. 

P: Habéis mantenido la esencia original entonces pero le habéis añadido otros detalles 

Chema Caballero: Hay una herramienta dramática que son los títeres para conseguir una estética diferente, con ellos se consigue una imagen que no te puede dar un actor. No se puede tener un actor de 3 metros pero un títere si. Un actor no puede volar y un títere si. Se crea una magia que es la que cuando yo era pequeño y veía teatro apreciaba. Aunque fuera con actores. Después, al estar ya más metido en el mundo del teatro y haber visto más espectáculos, ya no es tan mágico que como cuando lo veías las primeras veces. 

P: El espectador primero se va a sorprender por esa figura de 3 metros que se va a encontrar, pero después ¿dónde quieres que se ubique? 

Chema Caballero: Primero quiero que se asombre, después quiero que tenga un poco de miedo y luego no esperanza 

José Luis Guerrero Fernández: Indefensión

 
José Luis Guerrero. Foto de Sonia Lozano
P: ¿Se está montando tal y como tú lo ideabas en tu cabeza? 

Chema Caballero: Sinceramente, para micro no. Yo siempre me he imaginado a un Prometeo aún más grande. Lo vamos a hacer a escala. Lo que va a ver el espectador es un Prometeo pequeño en comparación a cómo lo teníamos pensado hacer en un primer momento. Vivimos en unos tiempos en los que la cultura no levanta cabeza, impuestos hasta para comprar el corcho que es el material del que está hecho el titan y no llegamos, ni podemos, ni tenemos una base económica para afrontar un proyecto de mayor envergadura. Tenemos que conformarnos muchas compañías con hacer espectáculos micro. 

José Luis Guerrero Fernández: Hacer el esbozo de lo que les hubiera gustado 

Chema Caballero: Eso no significa que no lo hagamos. 

P: ¿Pensáis que podéis acercar lo que significa este mito a las personas que, a lo mejor, creen que los temas clásicos son más complicados de entender? 

Chema Caballero: Pues si. Y además, sabiamente, el autor hace una introducción en la que cuenta al espectador quién era Prometeo y qué le pasó


José Luis Guerrero Fernández: Las grandes ventajas de la tragedia clásica, siempre hay un mensajero que cuenta todo al principio. Si coges a ese mensajero, lo actualizas y le simplificas el lenguaje, es la manera perfecta de que con 5 líneas hacer que la gente esté ya dentro del mito 

Chema Caballero: Aún así cuesta porque el espectador desconoce muchos de estos mitos clásicos. Nosotros con otros espectáculos ya estamos intentando acercar figuras de la literatura universal como “El Quijote” o en “Ser o no ser” la figura de Hamlet o los textos de Shakespeare. Es difícil, a veces, llevar estos textos al espectador pero es que es necesario, es nuestro deber como teatreros 

José Luis Guerrero Fernández: Si tenemos un deber con respecto al arte es ese 

Chema Caballero: Tenemos un compromiso. Podemos hacer teatro que sea para divertimento para el espectador pero que no tenga peso ni consistencia dramática. Hay muchísimos espectáculos así. Que otra gente no lo haga no significa que nosotros, que sí nos identificamos con esos textos clásicos no afrontemos esa responsabilidad. 

José Luis Guerrero Fernández: Yo tengo mi obligación moral y, además, para mi, por ejemplo, Beckett, tiene que ser conocido. “Esperando a Godot” es algo que tienen que obligarte a leer en el colegio. 

 
Chema Caballero. Foto de Sonia Lozano
P: La magia de la que antes me hablabas, ¿las has encontrado creando ese Prometeo que presidirá este microteatro? 

Chema Caballero: Espero que el espectador sienta esa magia cuando ve los espectaculos que hace APO o que hacemos nosotros. Yo me quedo como creador con la magia del proceso del espectáculo. Estar con los compañeros tallando y esculpiendo, trabajando la pintura y la escultura y de la nada estás creando algo. Eso para mí es más mágico que el hecho de ponerse delante como espectador y ver el espectáculo. Porque me encanta lo que hago. Toda esa magia que después va a ver el espectador, nosotros la hacemos desde dentro, somos los artífices de esa magia y nos convierte en magos. Eso es maravilloso. 

P: ¿Cuanto tiempo tardaste en escribir el texto? 

José Luis Guerrero Fernández: Difícil de decir es, como diría Yoda. Lo que es escribir, lo hago rápido. Te puedo decir que he escrito cincuenta páginas en dos días. Pero eso no significa que mi cerebro y mis manos vayan a la misma velocidad. Eso no significa que yo no me haya tirado dos o tres meses pensando en cómo la voy a pensar. El primer fragmento lo escribí antes de verano y ya ahí empezó a dar vueltas la idea. El segundo en octubre. Y ahí ya estaba rodando, a finales de octubre ya estaba Chema involucrado. 

P: Y luego, ¿vosotros? 

Chema Caballero: Primero, un estudio del texto, ver que partes podíamos cortar y enviarle al autor los ajustes para que él nos las respondiera. Ese proceso fue de dos semanas aproximadamente cuando ya nos ponemos de acuerdo en cómo va a ser la adaptación. Después se le pasa el texto a los actores, lo leemos y comentamos, después de una pequeña dramaturgia, y ya comienza la construcción, buscando materiales, la escenografía, iluminación adecuada y ahora que estamos en pleno apogeo con el taller lleno de bolitas de corcho por todas partes y retocando hasta que estrenemos el día 8


 
José Luis Guerrero y Chema Caballero durante nuestra entrevista. Foto de Sonia Lozano

P: Ahora te encuentras en un punto interesante que sabes que se va a hacer y que va a cobrar vida lo que ideas, ya luego vendrán los nervios del estreno 

Chema Caballero: Somos valientes. Otra persona no se hubiera metido en un proyecto así sabiendo que faltan dos semanas y media para estrenar. Nosotros si tenemos que trabajar, nos ponemos a ello hasta que esté terminado y con todos nuestros mejores deseos de que guste. Es un trabajo arduo y que cuesta. Los actores pueden tener cosas con más gente pero en mi caso no. Yo tengo ahora mismo sólo a Prometeo, Hamlet y Apo como compañeros y ayuda. No tengo un sueldo de otra cosa. He decidido dedicarme enteramente al teatro y eso me supone un sacrificio económico importantísimo pero es que creo que es como hay que hacerlo. Hay que apostar por lo que uno quiere y seguir los sueños y si hay que pasar hambre unos cuantos años, pues se pasan 

P: No es la opción que todo el mundo escoge 

José Luis Guerrero Fernández: Es que a nosotros no nos han ayudado jamás. Si estás acostumbrado a que te ayuden, cuando no lo hacen, te vas a la quiebra. 

Chema Caballero: Para el estómago no compensa esta opción pero para el corazón sí. 

 
Cartel de la obra
Lo que se van a encontrar es esa figura prominente de Prometeo, los títeres de unos científicos que servirán como coro, respetando esa estructura clásica y la actriz que interpretará a Mnemósine, la madre de las musas. Estoy convencida que será una manera diferente, didáctica y artística para que les llegue toda la profundidad de lo que se puede captar con el mito de Prometeo. Y, como no, el toque de José Luis Guerrero Fernández en la escritura, la sensibilidad de Chema Caballero y el constante trabajo del equipo de Nose Theater, debe tener su recompensa en el olimpo de los espectadores. A partir del 8 de enero, descubran este Prometeo Desencadenado en Microteatro Málaga.
 
 

Contacto

The NOSE Theater S.L.

CIF: B-19564194

Everest 17
18140 La Zubia
(Granada)


Teléfono: +34 648 23 15 92

 

También puede ponerse en contacto con nosotros utilizando nuestro formulario de contacto.

Nuestros productos y servicios

Consulte nuestra oferta

The Nose Theater en redes sociales